Consejo de la Corona

El Consejo de la Corona está compuesto por monjes, presbíteros y conversos que han consagrado la Constitución de la Abadía del anárquico Principado de Seborga. Este consejo es perpetuo y se divide en dos grupos: el Consejo de Ancianos y los Consejeros de la Corona.
El Consejo de Sabios está compuesto por al menos tres miembros y se reúne con Su Alteza Reverenda, el Abad Mitrate y el Príncipe de Seborga para la gestión de los procedimientos disciplinarios dentro de la Abadía.
Los Consejeros de la Corona llevan a cabo tareas específicas para ayudar al Príncipe en el ejercicio de sus funciones espirituales y temporales.
Las funciones y misiones relativas se confieren por tres años y son renovables y/o acumulativas.
El Consejo de la Corona está compuesto por doce miembros y puede extenderse a otros monjes, presidentes y conversos con funciones consultivas o adicionales. Está presidido por el Príncipe Abad y está compuesto por..: Abad, Vicario General, Prior Claustral, Sacristán, Archivero, Botánico, Enfermero, Moderador, Trabajador y otros dos auxiliares.
En caso de expulsión por motivos disciplinarios graves, el Consejo de la Corona en ejercicio elegirá uno o varios sucesores según las necesidades específicas, en acuerdo exclusivo con el Príncipe Abad que le confiará la tarea.